Buscar este blog

jueves, 14 de marzo de 2013

PARA VENEZUELA, del Profeta Voz

DE LA PLUMA DEL PROFETA VOZ
 
Son las 4 y algo más de la media hora. Despierto con una inquietud.Soñé pero, al no ser hechos puntuales, no traté de fijarlos en mi memoria, aunque basta el sentir de inquietudes como factor importante para toda interpretación que se sobrepone a los símbolos.
Acá mismo escribí cosas antes de las elecciones de octubre; y entre ellas, que una revolución que se precie de tal, está hecha para quedarse: Una de esas partes escritas decía algo así: "...si gano, yo gano, si pierdo, ya estoy" lo que implica quedarse por A o por B. Eso sigue y seguirá su vigencia. Toda la profecía se ha venido cumpliendo con exactitud desde que la recibí en 1983. La he venido desglosando a medida que pasan los años como recordando el futuro desde el pasado en el actual presente. Una vez escribí. El pasado y el futuro no existen; todo es presente pues el pasado es el presente que fue y el futuro es el presente que vendrá. Lo dije y lo decía desde 1983 sin saber quien era...
ese militar que sólo la muerte vencería: "sólo la muerte le dejaría sin el poder" pues escrito está y lo volví a escribir acá en la madrugada justo el día en que se anunció su muerte porque también un primero de Enero escribí y está escrito que murió apenas despuntaba el 2013. También reescribí: " el manto el chivo y lo mató" el manto rojo del comunismo y se cumplió y siempre dije que no sabía cómo esto se cumplía pero se cumplía. También está escrito: el rojo manto se extiende sobre América y más allá de los mares y así fue y ha venido siendo y hay muchas otras palabras escritas que faltan por darse en lo que recibí: conflicto civil, invasión.... Ahora ya no está Nabucodonosor. Sigue el tiempo de Beltsasar. Escudriñad las Escrituras quie como Dios me lo hizo saber: los tiempos de Jeremías reflejarían a Venezuela y ahora los tiempos de Daniel. Todo seguirá su curso mientras Dios deja que las cosas sean según los hombres y finalmente fijará su actuación y serán según Dios . Nosé cuántos años habrán de pasar...aunque vivimos las postrimerías en que Dios acorta y redime el tiempo...

Palabra de Dios.
¡Bendito Es Su Santo Nombre!
 
(Autor:Voz en el desierto)